Páginas vistas en total

sábado, 22 de marzo de 2014

GASEOSA.

Voy al centro de la ciudad. Me paro en un quiosco, y pido una coca-cola. La saco de la heladera. Cuando voy a pagar, me dice el empleado:
--Soy 6 pesos. 
Le voy a pagar y me comenta:
--Perdón!...¡Soy 9 pesos!. Es que estoy recién levantado de la siesta.
Y yo le contesto:
--Además, yo te mostré  botella,invertida. Por eso, me cobrabas 6 en vez de 9.
--Ja!!. 
Se rie el tipo. 
Aunque usted no lo crea. De Ripley. En la dimensión desconocida. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario