Páginas vistas en total

jueves, 1 de diciembre de 2011

C HISTES QUE HICE EN MI CIUDAD...III...

Una mañana estaba con una ranita metálica que tenía un movimiento, que hacía como un saltito. No recuerdo bien, pero por aquellos años, alguien me la regaló. Era un juguetito. Yo entonces, la coloco cerca del laboratorio de mi padre, y empieza a saltar y hacer un ruidito....cruikkk!!!...cruik!!!...El doctor que trabajaba con mi padre, y no la veia, mira asombrado, preguntándose con su expresión en la cara, una cosa como: "¿Qué es eso?".....Yo lo veía detrás de la puerta, y me rei. El, luego también....ja!!...ja!!!....

Voy en el ómnibus, en el bus(según si quien lee esto, es o no, argentino) y veo a una linda chica con un tatuaje amplio detrás de su espalda. Se notaban unas formas de colores, como un paisaje. Yo le pregunto: ¿Qué tienes tatuado?...Me contesta ---Un bosque tropical....Replico--Creí que era como un dragón.....Y luego yo le vuelvo a decir---¿Y se ha prendido fuego?...Me sonrie, y contesta, con simpatía..---Nooo.....

Por ahora, se dos pequeñas historias más, de mi colección de chistes que hice en la calle. En mis ciudades. Educación cívica "del buen humor"......

jueves, 24 de noviembre de 2011

CHISTES QUE HICE EN MI CIUDAD...II

1. Una vez entro a la casa de un vecino. Estaban viendo un teleteatro, a eso de las una y media de la tarde. Me dicen que se llamaba "El Patio". Yo miro a uno de ellos, y le digo...--aha!....después van a venir La Cocina, La Lavandería...etc....etc....
2. Estoy en un bar. He ido a comprar unas empanadas. En eso, llega un vecino del barrio donde está ese restaurante, y lo veo vestido con una camisa,celeste, y corbata...Iba a un casamiento, pero yo le digo--¿Dónde estacionaste el colectivo?...(bus, micro...).
3. Un día estaban hablando en mi casa de un joven, que para no ir al servicio militar-cuándo estaba en vigencia- se puso a pintar el motor de un auto. Lo dieron por loco, y se dijo que el tipo se estaba haciendo el loco, para salvarse. Yo le digo a mi mamá---Hay que estar loco, para hacerse el loco...¿no?....
4. Yo estoy llegando a la casa de un vecino. Le digo a éste, que era petiso, y algo morrudito---Hola...extracto de He man!....Y el joven, me contesta--Me parece algo ofensivo lo que me dijiste....Perdón, si lee esto. No me di cuenta, ya que me salió muy del alma, pero ratifico que me equivoqué.

miércoles, 16 de noviembre de 2011

CHISTES QUE HICE EN LA CIUDAD.....


Una vez, estaba en mi casa, y salía una amiga muy bonita. Entonces, yo le puse colgado de la puerta, un saquito de té. Y le agregué un cartelito, que decía---Té quiero....Se rió mucho, Fanny.


En otra oportunidad, estaba-año 1985- viendo una película en Mendoza. Era "La Naranja Mecánica", de Stanley Kubrick, si no me equivoco(Si no es este director, sepan disculpar...). En eso, se corta la imagen, queda todo negro, en la sala. Yo grito--¡Llamen a un mecánico!......La gente se rió.

Estaba en la casa de un vecino. Eran dos jóvenes, más o menos, en 1993. Uno de ellos, José Carlos, agarraba un cassette(en aquellos años, todavía existían), y su amigo le preguntaba --¿De qué grupo es esta cinta?. José Carlos, lo miraba, y no veía nada escrito en el carrete. Lo miraba, y lo volvía a mirar, y no había nada escrito. Yo -que presenciaba esto- me les acerco y les digo---¡Invisible!....Y se rieron, mucho. (Este chiste sólo es para argentinos...).

Me acerqué a un par de mujeres-fueron unas cinco veces, más o menos, durante algunos años- y eran una grande, (como la mamá) y otra, jovencita, como la hija. A estas parejas, les decía--Señora...Si se gana la grande...¿me da la chica?...Este chiste, no es mio. Lo escuché por ahí, y lo llevé a la práctica callejera.

Un día, estoy con mi señora haciendo la cola, para comprar un abono de micro. Cuando llega mi turno, estoy en la ventanilla, y el tipo que los vende, tenía un mate en la mesa. En eso, lo va a agarrar, y se la cae al suelo. Yo le digo--¡Amigo, anda mal del mate!....Y se rie.

Una mañana del 11 del 11, del 11, (Hace muy poco) me bajo del micro, y cuando voy por la calle, me le acerco a mi chica, y le digo--¿Qué hora tienes?. Y por esas cosas(yo no llevaba reloj, y no sabía la hora, eeh...) me dice, mirando el celular--Son las 11....Y le digo--Ahora que se acaba el mundo...¿no me aceptarías un café?.....Me miró muy seria. No tuvo sentido del humor....ja!....

Esto es todo para este boletín de humor callejero. Más noticias, en próximas entregas. Un saludo para todos los que leen y miran este blog.

martes, 8 de noviembre de 2011

POR UN "PELITO" NO ME DAN UN BALAZO....

Era el fin de año de 1987. Estábamos todos en el living, tomando sidra, festejando. Yo saludaba, y otros saludaban. Luego de un rato, nos pusimos a esuchar música....todo era muy lindo.....Eran varios, pero en un momento nos quedamos , Patricio, mi hermana, y yo, solos en el living. En eso, tocan la puerta--Toc!...toc...toc!......Voy a abrirla. Y frente a mi, el Pancho, con un trabuco, largo, parecido a los de los cow-boys, me enfrenta, y me grita---¡Feliz año, nuevo, compadre!....Y me lo pone en el estómago. Me puse rojo y azul, y eso que no soy hincha de San Lorenzo de Almagro.....Bueno, no pasó nada, pero ....huaaa.....¡qué cagazo!....Resulta que el tipo, tan simpático, él, tan buena persona, al salir disparó al aire, ya que el revólver estaba efectivamente, cargado. Yo supuse por supuesto, que como estaba medio entonado con alguna sidrita, podría haber disparado en mi pancita...y sería el fin de año para mi...claro.....No festejaría otro. Sin embargo, festejé muchos más, y ahora, 2011, estoy por recibir al siguiente. Y espero que sin ningún trabuco...

viernes, 28 de octubre de 2011

EL VISITANTE DE LA PLAZA.

Corría el año 2003. Mi novia de aquél año-actual esposa- y yo, salimos a caminar a una plaza del centro de la ciudad de San Martín, aquí, en mi Mendoza querida. Eran cerca de las nueve de la noche. Nos sentamos en un banco. Charlábamos. En eso, se acerca un hombre, de saco marrón claro, sombrero(¿siendo la noche?...) y andar pausado. Nos dice--Buenas noches...(con evidente acento chileno), les voy a recitar un poema de Pablo Neruda...."Eres callada...calla...(no lo recuerdo bien, pero es conocido)....y luego me dice a mi.---Ella tiene buena comunicación con los libros de Neruda, y tu, recuerda este aforismo de Beltrom Bretch..."Hay hombres, que luchan una semana, y son buenos...hay otros que luchan, meses, y son mejores....Otros, luchan años, y son muy buenos...poro los hay que luchan, toda la vida, y esos son imprescindibles..."Al decirnos todo esto, continuó diciendo--Ahora sólo les pido un peso para comprar un vino....Lo miramos sorprendidos. Nunca me voy a olvidar de este hombre. Le di el dinero, y saludó con amabilidad. Para sorpresa de nuestra vida, pasaron unos dos o tres meses, mas o menos, y pasó por mi casa(En San Martín, por aquellos años), y hablando algo que no recuerdo, nos dijo - a mi madre y a mi- que era chileno y profesor de castellano. No lo olvido, y como este mundo es tan extraño y fantástico, quizás, él o algún pariente pueda leer esto y se comunique conmigo. Estoy seguro que era un buen hombre, y muy culto. Esa seguridad que da la intución. Y por cierto, como una vivencia más que se tiene en la vida, como crónica de mi ciudad. Una más en este territorio de lo ignorado y lo maravilloso. Sobre todo, cuando uno lo valora y como en este caso, le gusta esccribirlo.¿No?.

lunes, 3 de octubre de 2011

MI PERRO QUE DESPIDE A UN AMIGO....

Mingo, era el perro grisáceo, bueno, inteligente, de nuestra familia por los años ochenta. Siempre, cuando nos visitaba Fernando, un amigo de la familia, él-perro, amable- se le acercaba y era acariciado. Eran amigos. Lo acompañaba por el patio de mi casa. Se le echaba cerca de su sillón y lo acompañaba. Así, por años. Un día, Fernando no vino a nuestra casa. Lo solía hacer todos los días. ¿Qué pasó?....un ataque cerebro-vascular, lo sorprendió la noche anterior. Falleció. Mi novia de esos años-hoy mi esposa- mi madre y una vecina, fuimos a la mañana siguiente al velorio. Mingo, nuestro querido animal, acompañó a mi madre, durante diez cuadras. Y entró a la casa de sepelios. Nuestro can entró al salón. Miró el ataúd. Enseguida, se echó debajo del mismo. El hermano del occiso, lo quiere sacar del lugar, con gesto adusto y molesto. La vecina nuestra, que había ido al velorio le dice--No lo saque....¿sabe?...este perro estuvo con Fernando todos los días, y hasta ayer con su hermano....Entonces, se quedó sin decir nada, y dejó que se quedara. Claro, porque un amigo despedía a otro amigo.....Mingo a Fernando.

domingo, 29 de mayo de 2011

UNA TARDE DE PERROS.

Después de ver una película acerca de un perro y un niño, por televisión, con mi señora, Marisa, salimos a hacer la caminata de todos los días. Ibamos alegres, hablando de todo un poco. En eso, un perro marroncito, con una correa en su cuello, empieza a seguirnos. Lo hace por varias cuadras. A la tercera o cuarta,le digo a Marisa:
--Parece que está perdido...sobre todo, que tiene una correa azul, y debe ser de alguna casa...Entonces, nos mirábamos con mi señora. Y sonreíamos. Al llegar a una plaza, se apartó un poco de nosotros y se acercó a un grupo de chicos que estaban reunidos.
--Ahora pueda ser que se quede ahí--Dice Marisa. Pero luego, no; continuó con nosotros. Luego entramos al vìdeo club para dejar una película. Allí habían dos jóvenes que hablaban con el dueño del negocio:
---Si, al perro lo dejaron ciego...le pegaron con un palo...Acota el otro:
--Lo que pasa es que es un perro muy bravo...ladraban y hacer meter miedo a todos...
Yo digo-metiéndome en la conversación- :
--Es que ahora con el tema de los roitwailers. ¡Estamos todos con miedo!.
Luego salimos con mi esposa, y el perrito marrón: ...seguía esperándonos....Al llegar al final del recorrido, hasta la calle Perú, nuestro amigo ocasional, se empieza a oler con otro perro. Éste estaba con un pullover. Y se quedó con él o ella. Entonces, yo le digo a Marisa--Ahora encontró a su novia, o novio....sobre todo ahora con el tema del matrimonio igualitario...ja!...ja!....Y volvimos a casa.

sábado, 28 de mayo de 2011

EN LA FERRETERIA(¡CUANTA GENTE HABÍA!)

Vengo caminando y llego a la ferretería de mi barrio. De un tacho, tomo un escobillón, para luego pedirlo, y pagarlo. En eso, veo salir del negocio un tipo con un caño...laaaargo....bien largo.
Le digo:
--No se lo voy a afanar al cepillo....
--No..no se haga problema...no soy el vendedor...Mientras tanto un hombre a mi lado se rie. Luego yo acoto,mirando adentro del mercado:
--¡Está lleno de gente!...
--Si,...¡me voy a la noche!...agregó el tipo que entraba conmigo. La ferretería tenía un sólo vendedor para un estadio de fútbol. El pibe que atendía hablaba con un cliente:
--No se preocupe que yo estoy desde las 8 de la mañana...
.-No vaya a ser que te agarre gastritis, pibe... Y mira al hombre, socarronamete, y le sonrie. A todo esto, bufaban, varios. Otro comenta:
--Me parece que le vamos a tener que echar nafta al joven...Se rie, con otro. Y el muchacho agrega:
---¡No se me hagan los vivos, que ya, los voy a agarrar afuera a los dos a las cachetadas!...Yo tenia el escobillón y comento:
--¡Me voy a poner a limpiar todo el negocio, mientras tanto!....Y justo veo a un electricista que suele venir a mi casa.
--¡Hola Don Lito!...usted debe estar acostumbrado a estos "esperones"...¿no?...
---Huuu...si...si!....A todo esto, un vendedor entraba y salía del negocio, buscando no sé que cosa.
--¡Qué manera de entrar y salir, flaco...ya dejas ripio!....--salta uno.Pasó como una hora. Y me llevé el cepillo. No sin antes decirle a uno de los "esperadores":
--Menos mal que este país tiene humor, porque si no....Luego caminaba por la vereda, y pensaba en el sándwich que iba a preparar para mi, Marisa.

jueves, 26 de mayo de 2011

EL GUITARRISTA EN EL TROLE.

Iba viajando por este cómodo transporte de Mendoza, grande, fuerte, que ahora tiene -por esas cosas- de nuevo un sistema de llamado de parada, con una soguita, o tirante de plástico, para que suene una campanilla. Es igual al que tenían los troles de los años 70. Nada más, que ahora son importados de Canadá. Dicho sea de paso, me parece que no hemos avanzado mucho, en troles. Por lo escrito, y porque no son tan buenos en materia mecánica. Pero esto es otro tema. Lo que ahora escribo es que en el momento de la trayectoria de mi viaje, sube un joven rubio, de barba, con una guitarra. Enseguida, nos dice que quiere alegrar el viaje. Y por eso, lo primero que hace es hacernos ver, que estamos todos serios y no saludamos a nadie. Cosa muy cierta. Entonces, nos pide que participemos algo, aunque más no sea, en sus dos o tres canciones. Y así, pasé el recorrido, muy bien. Sí, porque este muchacho-de unos 25 años- es un disparador de emociones, actitudes y situaciones. Yo, por ejemplo, lo aplaudí, y creo que hice que otros también lo hagan. Además, algunos sonrieron logrando este joven, que dejemos de preocuparnos si nos pasó algo, o si cuando lleguemos "tenemos que ver las cuentas del teléfono o si la empleada nos pedirá aumento"....En un mundo tan complejo, y lleno de preocupaciones "muchas veces, a la macana", hace bien, muy bien, que la juventud, haga estas cosas. Son originales. El pibe tocó varias canciones, nos hizo aplaudir, sonreimos, y se ganó algunas monedas, "a la gorra"....Bien por la innovación. Hermoso, porque yo-no tan joven, ya- tengo una nueva esperanza en el futuro. A pesar de las pálidas. A pesar de tantas situaciones enojosas. Ah...no me faltará oportunidad de hablar con este pasajero original, al cual ya escuché con su guitarra, dos o tres veces.

viernes, 20 de mayo de 2011

LAS MUJERES POLICÍA EN LA PLAZA.

Estaba en la plaza de mi barrio, esperando el micro(bus). Veo, que llegan dos mujeres policía, y se acercan hasta la parada. Había un muchacho. Escucho en eso, que una de ella, dice--Eh...joven..Y yo, miro hacia ella, y le digo--¿Si?...Claro, pero la agente se le acercó al otro, y le pidió los documentos. Ya no era como antes, cuando tenía pantalones llamados "bombilla", y usaba el pelo largo...je!...Lo que me causó algo de-digamos- bronca, es que a esa hora, el pibe seguro iba a trabajar, y le pedían los documentos. Eran las 9 de la mañana. ¿Acaso un "caco" va a estar en el centro de Mendoza, a esa hora, listo para cometer algún ilícito?. Yo creo que siendo una plaza concurrida, y sobre todo, a esa hora de la mañana, no da, que se pida documentos. Porque los delincuentes seguro, a esa hora, o estan durmiendo, o se encuentran en los lugares menos concurridos. Las bicipolicías, mujeres, yo creo que -además- no hacen eso, a las diez o doce de la noche, cuando sí, en la plaza pueden haber algunos cacos, dispuestos a hacer alguna macana. La otra mañana, también en el café a donde yo voy con unos "muchachos"(como yo...je!), unos policías pedían documentos a un joven y una señora. No me parece. Y aquella vez, era, pa colmo en pleno centro. Cosas de la policía. Cosas de esta Mendoza. Una ciudad, que sigue teniendo inseguridad. Aunque menos, quizas, que antes. Lo cierto,es que muchas veces, se hacen las requisas inadecuadas.

martes, 10 de mayo de 2011

VIAJE A CACHEUTA, EN LAS MONTAÑAS.


Salimos a la mañana. Tipo 9 horas. Esperabamos la trafic. No llegaba, y el tiempo pasaba. En eso, yo -que estaba con mi señora- le digo---ahí..ahí..parece que viene....Pero no. Era una combi de la cochería... Entonces, le digo a mi mujer--No quiero ir tan lejos...je!...Luego, le digo--Ahi...parece que viene...Y era otra combi, de la penitenciaria. Entonces, agrego--¡Tampoco quiero ir a encerrarme!...ja!...Hasta que llegó. Subimos. En el viaje, mirábamos los árboles tan lindos de otoño. Pensaba en la canción de Jorge y Pocho Sosa..."No es lo mismo el otoño en Mendoza..." Observábamos con Marisa los cerros, las montañas que se acercaban, luego de unos veinte minutos de recorrido. Pasábamos por puestos de cabras. ¡Qué lindo paisaje!. Y llegamos al hotel de Cacheuta. Enseguida disfrutamos de los baños termales. Luego una comida, en el hotel, de puta madre. ¡Cuánto morfamos!. A continuación, una siestita en el lugar de los baños. Acostados en unas reposeras corfortables. Más tarde, me tomaron la presión, ya que soy un "viejito" de 52 años. Estaba bien. No subió, a pesar de ver mujeres muy lindas...je!. Hablamos junto a Marisa, con un matrimonio de chilenos, muy simpáticos. Cayó la tarde. Esperamos la trafic, la combi, y partimos a nuestro hogar. Fue un día hermoso. Lleno de alegría y de lindas charlas, con mi señora y con los chilenos. Pletórico de paisajes y de un regio almuerzo. Cómodos y felices. A Dios gracias, por este nuevo día de relax.

miércoles, 4 de mayo de 2011

LA CONDUCTORA "CHIFLADA".


Habìamos tomado con mi señora, el trole. Ya notábamos que la conductora-una morocha, alta y esbelta- aceleraba mucho el vehículo. En eso, un transeúnte le hace señas para que se detenga, a fin, de subir. No lo hace. Sigue de largo. Y como el tipo la insulta, ella, hace lo propio..."La puta que te parió"....le grita ella. Luego, sucesivamente, no se detiene ante otras personas. Al llegar al control de troles, tampoco se para. Y sigue, a mucha velocidad; tanto que elude vehículos y carros con caballos. Era ya, una atrevida y suicida. Entonces, yo le digo--¡Te vas a llevar puesto a un tipo!...¡anda más despacio!...Me dice--¡Qué te importa a vos!...Le contesto--Y...vamos cuarenta y ¿me dices eso a mi solo?...Ante esto, varios salen al paso de la conducta de la in-conductora. Le gritan, y se para abruptamente. Dice a todos--Bueno...¡hasta acá llego!....Una mujer la insulta. Ella, hace lo propio. Se para otro trole que venía detrás, y subimos. A todo esto, ella seguía con mucho mal humor. ¿Qué le pasó a esta morocha?. Parece que balbuceó no estar con el tiempo, es decir, haberse atrasado o algo así. Bueno, mija. ¡Pero no sea tan estúpida!. Iban niños, mujeres, y además, gente por la calle, a esa hora. Y se quedaron sin subir varios. El trole es un "mastodonte" que asusta. Hay que tener cuidado. Sobre todo, a los empresarios que deben saber a quién contratan para trabajar. O en todo caso, si fue un mal día para la mujer, espero que hayan tomado alguna medida. A la morocha, no la vimos más. ¿La habrán "fletado"?. No lo creo. Esta fue otra anécdota con los troles.

jueves, 21 de abril de 2011

UN SUSTO EN EL TROLE.


Con mi señora viajábamos en el trole, un transporte eléctrico muy agradable, de gran tamaño, que tiene una especie de antenitas sobre su techo y en el cual viajan muchas miles de personas diariamente por el centro de la ciudad. En eso, mi mujer grita--¡mirá!...¡mirá!...Y yo veo por la ventana una moto que estaba llena de fuego...Se incendiaba. El conductor, muy resuelto, valiente, detiene la marcha del trole, saca el extinguidor que lleva el vehículo, y baja para apagar la motito en llamas....Justo en el lugar, había estacionado un auto. Y la moto, ahí, quemándose...Pero la apaga, nuestro amigo, y luego algunos pasajeros, -nosotros incluídos- lo aplaudimos....Asunto arreglado. Un susto con mucha suerte.
 BIENVENIDOS A MENDOZA  ARGENTINA

miércoles, 13 de abril de 2011

PRESENTACION DE ESTE BLOG.


Mi Mendoza querida. Ciudad y provincia hermosa. Quiero engalanar esta bella ciudad, estos agradables paisajes urbanísticos y de naturaleza, con relatos de su gente. Mis experiencias cotideanas. Todo lo vivido y lo que viviré. Aqui estoy desde hace seis años. O sea, en la capital de Mendoza. Y en la provincia, nací. Es de Argentina, la tierra de San Martín, Perón, Borges y muchos otros destacados hombres. Muchas anécdotas adornarán estas letras. Muchas palabras. Y fotos. Y algunas cosas más,que se me puedan ocurrir en el camino. Camino, éste que hago de escribir; y de vivir...en esta MI MENDOZA.