Páginas vistas en total

martes, 27 de agosto de 2013

VISITA AL MÉDICO. X

Camino hasta el doctor, que son quince cuadras. Me reconforto mirando la tarde, y vuelvo a pasar por el reloj solar del Parque Central. No me faltan -como siempre-para admirar a las lindas chicas y por cierto, con el respeto que tengo por ellas, y la vida. En fin...
Veo a una. Le digo:
---Linda tarde para caminar.
Estaba vestida con pantalones de gimnasia, de color azul, fuerte, el color, y ella. Ja!. Pero ojo, que le iba a decir: "que azul fuerte en el cielo"...algo asi. Ja!. No se lo dije. Bue!...Tampoco debo decir todos los libretos. Pero no me falta letra. Ja!. ¿A donde llegaré?. Digo, con mi entusiasmo. Porque ¿saben?. No me dan bola. Nadie. Ja!. La vida, sí, eh.
Llego al doctor. Entro al instituto. Le digo algo a la secretaria. Saludo.
Cuando entro a verlo, al doc le digo:
--Tiempo buono con poco cuambio de temperatura. Buonas tardes.!...
Claro, su apellido, es Buono. Ja!.
Siempre dispuesto a hacer libretos hablados. No actúo tanto, como hablo. Soy esencialmente un humorista, más que actor. Sin embargo, me acuerdo que este año, también actué. Participé en tres clases, solamente.  Pero no seguí, porque era caro, y deseaba comprar un telescopio, que ya poseo.
Luego de hablar con el médico, me vengo esta vez, en el micro. Caminar, ya no. Ja!. Es mucho. Ja!. Cualquier cosa si tengo colesterol, no me costará caminar. Recuerdo, -es cierto, eh- que en San Martín, y en Mendoza, en un día, hice: cien cuadras!. Así como escribo. ¡Huaa!. Soy un desaforado. Si muero, habré cumplido con una consigna: ser feliz. Aunque usted no lo crea. De Ripley. En la dimensión desconocida  y cosida con hilos de oro y plata.



No hay comentarios:

Publicar un comentario