Páginas vistas en total

sábado, 1 de diciembre de 2012

UNA MUY PEQUEÑA ANÉCDOTA.

Me encontraba con mi trabajo, promoviendo las venta de cosméticos. Llego a una  plaza. Y veo varios señoras, libros, pibes, y personas en general, como reunidos en el centro de la misma. Me acerco y les dgo:
---¿Son Testigos de Jehová?.--
---No...somos evangelistas.--
--Ah....porque yo sí traigo el Reino, pero de la Miel, cosméticos!...
Se rien y  me dicen:
--- Nosotros somos hermanos en Cristo..---
--Yo soy de un Reino pero comercial---
Agradezco, y me voy.

No hay comentarios:

Publicar un comentario