Páginas vistas en total

lunes, 14 de enero de 2013

HISTORIAS EN LOS ALMACENES EN SAN MARTIN,MENDOZA.

Quien no tiene un almacén en su barrio.Claro, pero ahora hay supermercados. Siin embargo, en mi  época de los 70 y 80, en San Martín donde vivi varias décadas, existian en todos los barrios.El de Fanin, el de Ruiz, el de Martinez...etc..etc..ah....la mayoria tenian apellidos gallegos,o bien tanos. Porque empieza todo, en principios de siglo, con el famoso almacén de ramos generales. Dónde no habían flores, claro. Ni eran atendidos por militares. Yo solia ir siempre de mandadero. Mi madre me mandaba a comprar de todo. Desde fiambre, pasando por pilas, hasta desodorante. Y ya entrando el siglo XXI, y antes también, aparecen una gran fauna de supermercados. Una estampida. Los lugares son más amplios. En los almacenes, no cabia la gente. ¿Se acuerdan?. 
--A veer...señora...¿usted hace mucho que espera?..--
---Hace rato.., ¿vio cómo subió la carne?..(Y se sentía el ruido de la cortadora eléctrica de Don Sarandón)....huisissiiiiiiiii!!!!---
O:
--¿Se enteraron que murió Don ...equis?..
--Si, y dicen que estaba dormido.--
--No, no... otros dicen que se pegó un tiro...--
--Ah...claro...los problemas económicos.--

En varios de estos mercados, me cargaban por hincha de River. Siempre estaba el de Boca. No parecían existir otros hinchas. Y también el de Capadona.En éste mi padre solia charlar bastante. A veces, íbamos los dos. En algunas oportunidades, encontré al siempre querido padre Baggio. Y me pregunta, una  mañana:
--¿Cómo anda el tema de los satélites?.--
Se referia a los ovnis. Siempre tan abierto a mis inquietudes.

Y se me cargaban, buenamente,siempre. Lo hacían por mi transparencia. Modestia aparte,pero me lo llegaron a decir, y a demostrar varios y varias. Eh. De ambos sexos.Les sonrié a todos, siempre. Incluso a una manga de atorrantes que había por aquellos lares. Los hay en todos lados. En los almacenes, no faltaban. En los bares. En los asados. En todas partes.Pero para el tema de hoy, negocios de "ramos generales", yo estuve innumerables veces, departiendo, compartiendo, y hablando, claro, lo que siempre hice con amor.A pesar de que de esta manera revelé,  mi autenticidad, mi hombría de bien.Y eso, muchas veces, es riesgoso y  valiente.

No hay comentarios:

Publicar un comentario